Presidente Miguel Díaz-Canel pide a los turistas que sigan viajando a Cuba pues a pesar de la crisis de combustible en los hoteles recibirán un “servicio de calidad como se merecen”



El presidente cubano Miguel Díaz-Canel volvió a comparecer ayer ante las cámaras de la televisión nacional en su segundo día consecutivo en el espacio oficialista Mesa Redonda para volver a tratar junto a su Consejo de Ministros el tema de la crisis de combustible que atraviesa el país y las medidas que ha adoptado su gobierno para afrontar la grave crisis energética que enfrenta.

Sin embargo, parece que las restricciones en el consumo de diésel solo estarán destinadas al cubano de a pie y las empresas estatales pues el mandatario aseguró que entre las prioridades establecidas esta el sector del turismo, el cual no será afectado en ninguna medida pues es «la locomotora de la economía nacional».

Díaz-Canel aseveró que todas las instalaciones turísticas se mantendrán en funcionamiento, y aunque se disminuirán los niveles de actividad en algunas esferas, todas las industrias encargadas de mantener los suministros en los hoteles continuarán en normal funcionamiento.

El régimen cubano continua apostando con fuerza al turismo internacional como su tabla de salvación en medio de una crisis económica que a muchos hace recordar el llamado periodo especial a comienzos de la década de 1990. En lo que va de año han arribado al país tres millones de visitantes extranjeros, según cifras oficiales del Ministerio de Turismo publicadas a finales del mes de agosto.

«A pesar del recrudecimiento de las sanciones del presidente Donald Trump sobre Cuba, que buscan afectar el turismo externo, este numero de visitantes demuestran la confianza en la seguridad del destino que ofrecemos», dijo a comienzos de este mes el titular de Turismo, Manuel Marrero.

Al cierre del primer trimestre del presente año, las autoridades de Turismo en Cuba estimaron que el 2019 concluiría con más de cuatro millones 300 mil turistas, de los cinco millones que fueron planificados inicialmente, disminución que estaría provocada por el anuncio de nuevas medidas de las actual administración de Estados Unidos en contra de Cuba, entre las que se encuentra la prohibición del viaje a la mayor de las Antillas de los aviones privados y corporativos, cruceros, veleros, barcos de pesca y otros aviones y embarcaciones similares y la eliminación de los viajes educativos grupales «people-to-people».

Díaz-Canel reconoció ayer que esta es una de las tres actividades que más dinero liquido ingresa al país, por lo que pidió «comprensión» de la población al explicar lo que aportaban estos viajeros al desarrollo económico del país.



Source link

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta

Este portal web utiliza "cookies" propias y de terceros para su mejor experiencia de usuario y publicidad personalizada. Si continúa navegando está aceptando su uso y nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies
CubaPrisma